Tu opinión.

Con esta sección podéis participar en los contenidos de la web enviándome vuestras críticas o análisis sobre lo último que habéis escuchado. Tanto da que sea el último cd que te has comprado, esa canción que no puedes dejar de escuchar, cualquier inquietud sobre artistas, su música, su obra, etc.

Hola de nuevo, mis queridos/as vinileros y vinileras:
 
Después del proceso de lapidación al que fuí sometido la pasada semana, supongo que con razón, he decidido hacer acto de contricción y regresar esta vez con el que creo que es uno de los grandes discos del rock de todos los tiempos, y espero esta vez no equivocarme.
 
Hay una serie de noticias que dan pie a que pueda hablar de ellos nuevamente: la banda, o lo poco que queda de ella se encuentra de gira (de momento España no ha sido incluída en su gira europea que durará hasta mediados de año) y su cantante cumplió el pasado 1 de marzo 69 años, lo cual no es poco.
 
¿Lo habéis adivinado?
 
Estamos hablando de The Who y el que cumplía 69 años es, por supuesto, Roger Daltrey, del que también he hablado en alguna ocasión por aquí.
 
El disco que os presento es una reedición del 2003. Tenía la edición original española, pero en una mala decisión, y creyéndome a pie juntillas que el Cd iba a desbancar al vinilo, hubo una temporada en que puse mi colección de plásticos a la venta. Por suerte para mi, no conseguí vender casi ninguno, supongo porque también los posibles compradores pensaron que era un formato acabado y desistieron.
 
Pero algunos cayeron en la venta, y uno fue justamente este 'Who's Next'. Y así he decidido hacerme con una reedición poco menos que curiosa porque se trata de un triple Lp (el original sólo tenía un disco). Este triple Lp contiene el disco original y dos vinilos más con rarezas y conciertos, que supongo que poco o nada tienen que ver con la versión original. 
 
Reedición del 2003. Tres vinilos en doble carpeta
El primer vinilo contiene lo que fue el original, más un extra 'Baby Don't You Do It', grabado en las mismas sesiones.
El segundo vinilo contiene en la primera cara otras tomas de las mismas sesiones de temas que ya aparecen en el primer vinilo.
El resto de los discos contienen un concierto en directo grabados en el Teatro Young Vic de Londres. 
 
interior
 
 
Who's Next no es sólo uno de los mejores discos de la banda inglesa, sino que debería haberse convertido en su tercera ópera-rock, junto con Tommy y Quadrophenia. 'Lifehouse' se hubiese situado justo entre estos dos.
 
La idea de Pete Townshend era realmente atrevida, y le acarreó serios problemas, incluso con el resto del grupo que no acababan de entender que era esa nueva obra que debería haberse llamado 'Lifehouse'.
Parecía un primer intento de 'red social' al estilo de Facebook o Twitter. Pete se encerraba con el resto de The Who en un teatro donde venían los fans y podían interactuar con los ensayos, opinar, escuchar. Pero parece ser que la cosa no acabó de ser entendida y no cuajó, llegando casi al punto de que todo el proyecto desapareciese.
Han tenido que pasar 40 años para que la palabra 'interactuar' se haya convertido en algo cotidiano, pero en aquellos tiempos todo el mundo llegó a pensar que Pete Townshend esta realmente loco.
 
Por suerte para sus seguidores, de ese original 'Lifehouse' se salvaron algunas cosas que se convertirían en este 'Who's Next'.
Al no ser toda la obra completa, se nos escapa el sentido de la misma, pero está claro que el disco contiene algunos de los temas más famosos de la banda.
 
Abre el disco un tema dedicado al gurú espiritual de Townshend: 'Baba O'Riley', famosa por su inicio con unos arpegios en el sintetizador y por su final frenético con violín incluído y producido por Keith Moon.
 
Los temas se van sucediendo, sin bajar la guardia, y son todos de gran calidad, pero por deferencia haremos parada en la única composición del bajista, el desaparecido John Entwistle. John conseguía siempre colar en casi todos los discos de The Who alguno de sus temas rockeros, en este caso lo hace con la logradísima 'My Wife'.
 
Nos vamos a la segunda cara, que empieza con fuerza con 'Getting In Tune' y acaba con dos temas estrellas, la famosísima balada 'Behind Blue Eyes', que te pone los pelos como alcayatas, y el tema a modo de himno 'Won't Get Fooled Again'.
 
El uso del sintetizador es el justo, y ahora sería imposible concebir discos como 'Quadrophenia' o este 'Who's Next' con ese sonido. El uso que le harían en trabajos posteriores como 'Who Are You?' es más cuestionable, aunque es indiscutible que los primeros acordes del tema homónimo de 'Who Are You?' están en la mente de todos y son facilmente reconocibles, sobre todo tras la aparición en la banda sonora de la serie de televisión CSI, pero ese es otro tema.
 
contraportadaWho
Me pregunto si Townshend sacará una versión en Box Set como hizo con Quadrophenia con todo el material sobrante de la obra original. Algo de ella ya fue incluída en un disco posterior: 'Odds And Sods', donde se rescataron tres temas más del proyecto original: "Put the Money Down", "Too Much of Anything" and "Pure and Easy". En el Boxset de Quadrophenia, verdaderamente aparecen temas para llenar dos discos más.
 
Síntesis
Como curiosidad, resaltar que, una vez más, el disco llegó censurado a nuestro país, esta vez por tres veces: la portada donde aparecen recién orinados en un monolito se supuso políticamente incorrecta y fue sustituida en España por una foto de un directo, y también fueron excluídos del disco dos temas: 'Love Ain't For Keeping' y 'Won't Get Fooled Again', con lo cual el disco quedó verdaderamente tocado y hundido.
 
Como colofón, incluyo la letra de 'Won't Get Fooled Again' que a pesar de tener más de 40 años, podría haber sido escrita en estos tiempos tan convulsos:
 
Pelearemos en las calles
 Con nuestros niños a los pies
 Y las enseñanzas en las que creen desaparecerán
 Y los hombres que nos alentaron
 Sentados en un juicio errado 
 Ellos deciden, y la escopeta canta la canción
 
 Inclinaré mi sombrero a la nueva constitución
 Tomare un arco por la nueva revolución
 Me reiré y gesticulare por los cambios 
 Tomaré mi guitarra y tocaré
 Igual que ayer
 Después me arrodillare y rezare 
 No seremos engañados otra vez
 
 El cambio, tuvo que venir
 Siempre lo supimos
 Nos liberaron del ironismo, a todos
 Y el mundo se ve igual
 La historia no cambio
 Porque las banderas estarán flameando en la siguiente guerra

portada

 

 

Hola de nuevo, mis queridos/as vinileros/as:

Hace unos días fue el 64 cumpleaños de uno de los ingenieros de sonido más acreditados del panorama, que es nada más y nada menos que Alan Parsons, además de ser un reconocido músico.
Como ingeniero de sonido es conocidísimo por sus colaboraciones en álbumes de The Beatles('Abbey Road', 'Let It Be'), Pink Floyd ('Dark Side Of The Moon') y muchos otros. Tras la separación de The Beatles, Parsons siguió trabajando con McCartney en su nuevo proyecto, Wings.
Pero hoy no vamos a hablar sobre su faceta como técnico de sonido, si no en otro de sus grandes proyectos: 'The Alan Parsons Project', junto a otro amigo suyo de profesión, Eric Woolfson.
El primer álbum que dio a luz dicho proyecto, fue el afamadísimo 'Tales Of Mistery And Imagination', basado en la obra del escritor Allan Poe. Un disco increíble e interesante a partes iguales, que marcaría el funcionamiento de la marca Parsons: discos conceptuales, basados en obras literarias, o cualquier otro icono que pudiera resultarle interesante.
La aventura duró un total de 10 discos bastante exitosos todos ellos, y que van desde 1976, hasta 1986, con el álbum dedicado al español Gaudí, de nombre homónimo. En total 10 años de buena música.
Tras la disolución del 'Alan Parsons Project', Parsons continuó en solitario, sacando al mercado otros 4 discos más. 
La música de Parsons es fácil de digerir, más cercana al pop que al rock, pero con gran calidad. Seguro que todos recordamos algún tema de sus múltiples discos. El funcionamiento era bien sencillo: Parsons y Woolfson componían los temas y luego, en la mayoría de las veces, escogían a grandes músicos (algunos reconocidos músicos de estudio) que las interpretaban en los discos. El sonido final lo daba Alan Parsons con su gran conocimiento sobre producción, mientras que en los arreglos se encontraba Andrew Powell. En este disco, muchos de los temas son cantados por el propio Woolfson, como en muchos otros discos.

 

contraportada

 

 

El vinilo que nos ocupa se encuentra a mitad de su carrera, aparecido en 1980 bajo el sello Arista y con el nombre de 'The Turn Of A Friendly Card', un álbum nuevamente conceptual, donde se habla de un personaje que decide apostar todo cuanto tiene en los casinos, lo que guarda cierto paralelismo con los riesgos que corremos también en el devenir de la vida.
En la cara A se encuentran varios temas sueltos con clara factura Parsons, mientras que en la B nos encontramos con una suite con el mismo nombre del álbum, dividida en varias partes.
Particularmente, el tema que más me gusta es el que da nombre al disco, una balada muy 'parsons', de corte preciosista, que es justamente la que me hizo comprar el álbum.

 

 

 

En definitiva, un álbum fácil de escuchar, interesante y que puede dar lugar a escuchar el resto de la discografía de este artista. 
Como suele ser habitual, la forma en que este vinilo llegó a mis manos también tiene una historia. En mis tiempos mozos, tenía un amigo al que todos llamábamos 'Coco', incluso él insistía en que no le llamasen Jorge, que su nombre era 'Coco'.
Coco trapicheaba por aquí y por allá, y a veces, para sacar algo de dinero para sus trapicheos 'despistaba' vinilos en las tiendas, que normalmente acababan en mis manos, bien porque no le gustaban o porque éramos amigos y sabían que a mi sí que me interesaban, curiosamente muchos de Alan Parsons Project.
El tiempo pasó y le perdí la pista. Lo último que supe es que había fallecido hace unos meses con apenas 40 años, después de haber llevado una vida bastante desordenada, pero supongo que plena, más propia de una estrella de rock que de una persona humilde.
En fin, aquí queda mi entrada como homenaje a un viejo amigo, por todos los buenos tiempos que pasamos.

 

Go to top